Por qué leer (libros) te puede ayudar a alcanzar el éxito I

El éxito tiene múltiples caminos. Siempre que uno defina en qué consiste el éxito para uno mismo. ¿Se puede alcanzar el éxito leyendo? Los libros son un buen motor para lograr el éxito que uno se proponga, pero para ello hay que tener bien claros los objetivos personales. Aunque tus metas vayan contracorriente.

Hay personas para quienes dedicar una tarde entera a leer y pensar es el camino al éxito, aunque detrás no haya absolutamente nada que producir o vender.

¿Eres cotilla? Nosotros sí. Y lo decimos sin rubor. Pero somos cotillas del intelecto. Que alguien haga o deje de hacer algo nos resbala bastante. Lo que husmeamos son las ideas de otras personas. ¿Qué piensan o dicen unos pensadores en concreto? Disfrutamos leyendo o escuchando en la radio opiniones de reputadas personas. Tertulianos de verbo fácil siempre y cuando no sea de asuntos políticos. Buscamos ideas que inspiren nuestra vida.

Igual no os habéis enterado pero estos días se está celebrando la feria del libro de Madrid. Tal vez porque es de Madrid, quizás porque es la más importante, o por lo que sea, pero parece que no existen en el estado más ferias del libro. Repercusión total. El caso es que estos días salen en los medios de comunicación personas que hablan sobre el mundo del libro, así que aprovechad, que hasta la próxima feria del libro “de aquí, de Madrid”, no se va a repetir tanta noticia librera.

Todo comenzó conduciendo nuestro Grand Cherokee por la interestatal 10 y al tomar la salida 95, justo a la altura del 267 de North Street esquina con el estadio de los Warriors (algo así siempre sale en las novelas negras yankees y queda mejor que decir que íbamos a 30 km/h girando por Alameda Urquijo a la altura de San Mamés con la vista nublada por no encontrar dónde aparcar nuestra apañada furgoneta camino de Re-Read Bilbao) cuando escuchamos algo parecido a lo siguiente: “Leer por leer puede resultar entretenido, pero no deja de ser una pérdida de tiempo”.

Polémica tertulia literaria gracias a la feria del libro de Madrid a la vista. Comenzamos a salivar. Leer por leer es una pérdida de tiempo.

La frase no es exacta, pero dijo algo así. Y lamentablemente tampoco podemos poner nombre a la persona en cuestión, porque justo acabábamos de poner el dial en la radio del coche (por cierto, ya no hay dial en las radios de los coches, cosas del progreso, ahora le das a un botón y en automático, te escanea las emisoras alcanzando siempre de una u otra manera Radio María, hecho que nos tiene intrigados, en plan la nave del misterio).

En cuanto pudimos paramos la furgo (recordad que vamos a toda pastilla por la interestatal) y buscamos un papel donde anotar la síntesis del razonamiento del sabelotodo. Buscar un cuaderno donde anotar en una furgoneta cargada de libros tiene también su mérito. Uno piensa que lo lleva todo ordenado pero la realidad es un enredo: cuando encuentras el cuaderno para apuntar eres consciente de que también te hace falta un bolígrafo con el que escribir.

Anotamos también la siguiente frase que da sentido al contexto completo:

Leer es importante para alcanzar tus metas profesionales.

Lo flipas. Leer no es un medio para conseguir sabiduría y aprender sobre la vida. Mucho menos como instrumento del entretenimiento. No. Leer sirve y tiene sentido únicamente para crecer profesionalmente.

Que también, que no decimos que no, pero sólo ver ese lado práctico de la lectura… Pufff, no sé, llegar a planificar tu tiempo de ocio para realizar exclusivamente actividades que sólo tienen sentido en un entorno laboral…

Es que suena muy triste. ¿Eso es alcanzar el éxito?

El tertuliano se pasó su cuarto de hora explicando que hay que leer para ganar más dinero. Comentó algo así como que leer (mucho) ayuda a tener una gran comprensión lectora indispensable, por ejemplo, para leer los correos electrónicos más rápidamente y si además de leer rápido eres un crack entendido el problema, aportarás soluciones antes que el resto de tus compañeros, te posicionarás mejor ante los ojos de tu supervisor, responsable, jefe, llámalo negrero explotador, consiguiendo diferenciarte y tu candidatura será tenida en cuenta en sucesivas promociones laborales. Una oda a la competitividad.

Que estamos de acuerdo en que hay que leer mucho para tener más comprensión lectora, pero ponemos en duda que solo sirva para leer correos electrónicos en el trabajo. Tiene que haber algo más. Un impulso más loable.

Recomendaba leer libros pequeños, donde las ideas estén condensadas, porque más valía acumular muchos conocimientos de muchos gurús, que inmensas parrafadas a falta de sintetizar. Era importante e imprescindible huir de los tochos porque su lectura conlleva mucho tiempo y claro, el tiempo es oro.

Aquí viene otra parte que mola mazo. ¿Cómo escoger qué libros leer? Pues básicamente siguiendo las redes sociales precisamente de esos gurús, que suelen publicar qué libros están leyendo, para seguir sus lecturas y con ello su propio aprendizaje. Tienes que buscar los mejores libros de tu especialidad. Los clásicos no te llevan a ningún lado. Los gurús ejercen de influencers de lecturas porque si ellos han aprendido de esos libros, también te servirán a ti.

A reflexionar sobre este asunto dejamos una serie de preguntas abiertas: ¿si leyésemos el Nuevo Testamento seríamos todos buenas personas?, ¿si leyésemos Ética a Nicómaco de Aristóteles obraríamos de manera correcta?, ¿ si leyésemos Leviatán de Thomas Hobbes nos convirtiríamos en ejemplares ciudadanos?

El problema radica en que estos libros como son tochos, no los lee nadie y claro, ahí viene la traba y explicación de que este mundo sea un destello del averno.

Dudamos que leer los mismos libros que Bill Gates nos lleve a petarlo en el mundo tecnológico y financiero. Debe de haber alguna variable adicional. Tampoco creemos que leer las numerosas autobiografías de Mario Conde nos condene a la trena.

Tal vez se deba a nuestra falta de comprensión lectora.

Total, que según el sabihondo de la radio leer te puede servir para ser una persona exitosa en tu entorno de trabajo. Si lees mucho puedes llegar a ser un reputado profesional. Ganar diruchis, tener coches de gama alta y esas cosas que se supone, son reflejo del éxito.

¿Qué opinamos nosotros, los Re-Read Bilbao? (como si importase nuestra opinión).

Pues opinamos tantas, tantas cosas que…. Lo vamos a dejar para otro día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s