¡¡Esta es mi letra!!

Ya os hemos comentado que la cuarta pata de Re-Read Bilbao, y la más importante, es Araitz. A sus 3 añitos ya sabe que la A es su letra. Cuando la ve por la calle grita ¡¡Mi letra!! y aplaude ante el logro de reconocer un símbolo que de alguna manera define su personita. Nosotros secundamos los aplausos porque ¿para qué engañarnos…? se nos cae la baba con cada una de sus sonrisas.

Supongo que como cualquier otra familia, por las noches a la hora de acostarla, previamente leemos algún cuento con ella. Es curioso, pretendemos que se duerma lo antes posible, aunque en ocasiones la lectura de enanitos que viven con Blancanieves, la descripción de las pericias de las tres mellizas o el temor que impone el genio de la lámpara maravillosa (no digamos ya el lobo que es lo peor de lo peor), resultan ser demasiados estímulos para cerrar los ojos y dormir a pierna suelta.

A estas edades no hay padre/madre que no recurra a los cuentos alimentando la imaginación de los peques, estimulándoles y haciendo que absorban experiencias. Por supuesto no puede faltar el comentario final con moraleja incluida.

Porque en esta etapa vital, el dinero, la fama y esta sociedad mercantilizada no tiene cabida, lo que importa es el despertar de estas criaturas ante los sentimientos y las emociones. ¡¡Qué mejor medio que la lectura para conseguirlo!!

Como ellos hacen lo que ven en casa, si nosotros leemos, ellos también quieren leer ya que uno de sus principales recursos de aprendizaje es la imitación. ¡¡Tienen ganas de leer!!

Si fuese por ellos, leerían ya.

De hecho Araitz acaba arrancándonos el cuento de las manos  y nos lo cuenta a nosotros, como si estuviese leyendo de verdad, y toma prestados pasajes de otros cuentos o de su imaginación, acabando Cenicienta de manera incomprensible en el cuento del guisante. Por no hablar de las rocambolescas explicaciones del por qué hay un cerdito que hace una casa de cartón.

Lo malo (o bueno, según se mire) de los niños es que crecen. Se nos hacen mayores y llega un momento en que la lectura parece dejar de interesarles. Apesta esa literatura del siglo XIX llena de descripciones, con párrafos faraónicos y romanticismo cursi. Mola más “la Play” y las series de televisión con jóvenes guays que lo saben todo, además ¡¡sin leer!!

En algún momento en la educación de nuestros hijos la lectura deja de tomar ese protagonismo y luego acabamos por arrepentirnos. Es habitual en Re-Read Bilbao que muchos padres nos digan aquello de es que mi niño no me lee, a ver si consigo que se aficione a la lectura

Nuestro consejo, si nos permitís la osadía de recomendar nosotros que en el fondo somos unos ignorantes, es que no dejéis nunca de leer con vuestros hijos. Leer requiere también de su entrenamiento. Es como cuando te apuntas después de meses al gimnasio, por aquello de la inminente “operación bikini”. Los primeros días se sufre en las máquinas, las agujetas aprietan y el disfrute del deporte es mínimo.

Si se ha abandonado el hábito de la lectura, no podemos pretender que se retome de manera inmediata, como por arte de magia. Es entonces cuando hay que armarse de paciencia, recurrir a la lecturas fáciles (lo sabemos, esto es muy subjetivo), no tirar la toalla si al principio cuesta y confiar en que el azar ofrezca el libro adecuado en el momento oportuno, ganando un nuevo lector.

No estamos diciendo que se obligue a leer. Justo lo contrario, que los críos lean lo que les apetezca, lo importante es simplemente leer. Estamos proponiendo que la lectura sea un acto más familiar, que leer y disertar sobre un libro, aunque sea el de Jim botón y Lucas el maquinista, tome tanto ¡¡o más!! protagonismo que comentar las destrezas de esa isla de los famosos de Telecinco, que eso se hace a diario en el metro.

En fin, que como diría Araitz, colorín, colorado este ipuina se ha acabado, y por la chimenea se ha escapado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s